Cómo arrancar una historia

3 razones persuasivas por las que deberías empezar todos tus artículos con una historia

Cuando tenía 5 años comprendí que el ser humano es un animal que se alimenta de historias.

Lo descubrí gracias a mi abuelo. Él se sentaba conmigo todos los días y me contaba cómo había sido su día.

En ocasiones sus narraciones eran reales y en otras tantas, inventadas. Pero a mí lo que me importaba es que cada uno de esos cuentos me conectaba mucho más con él.

Gracias a estos momentos, cuando crecí decidí que quería contar una historia y llegué a publicar una novela.

No obstante, tras ver mi libro en el mercado me percaté de que había formas todavía más efectivas de que las historias pudieran ayudar a más personas.

El storytelling y el copywriting ya eran mi profesión, pero en ese instante decidí que quería convertirlo también en una pasión donde mezclara todo lo que tenía dentro.

Así que empecé a contar historias para llevar los productos y servicios a las personas apropiadas para que pudieran cambiar su vida.

Y funcionó.

En este artículo te quiero convencer de ello para que puedas impulsar la conexión con tus clientes en tu negocio.

Y sí. También vender mucho más.

Las historias te conectan con las demás personas

Los seres humanos somos animales narrativos.

Desde que existimos como especie nos hemos contado historias los unos a los otros.

Durante mucho tiempo fue el vehículo del conocimiento y de la actualidad y todavía hoy te quedas prendado de una persona que sepa cómo contar una buena historia.

Seguro que te ha ocurrido que estás tomándote un café con un amigo y te cuenta la historia más normal del mundo.

Sin embargo, como él sabe cómo contar historias, tú eres incapaz de quitarle los ojos de encima.

Y esto en la era de lo digital es muy complicado.

Si te gustaría que este mismo efecto sucediera sobre tus contenidos, ¿por qué no replicas la estrategia?

Cuenta historias en tus artículos y consigue que tu cliente potencial se quede prendado de lo que está leyendo.

¿Estás preparado para transformar tu blog?

3 razones para contar historias en el principio de tus artículos

En este artículo te quiero convencer de que cuentes historias nada más empezar tus textos.

Para ello he preparado tres razones de peso que te harán caer presa del prisma narrativo.

Y que a largo plazo te ayudará a conectar mucho más con tus clientes potenciales.

Estas son:

  • Enganchan al lector desde el primer momento.
  • Te ayudan a generar una comunidad.
  • Dan contexto de forma natural a tus contenidos.

¡Vamos al lío!

Enganchan al lector desde el primer momento

Muchas personas piensan que comenzar una historia es poco profesional, pero nada más lejos de la realidad.

Si lo profesional es arrancar de la manera más aburrida que existe, entonces mejor que te alejes de ello desde este mismo momento.

Tu marca personal se tiene que caracterizar por ser diferente y la manera de ser único es a través de las historias que te atrevas a contar.

Es una forma en la que te abres a tu cliente potencial y le dices que esta es tu trayectoria.

Cuando cuentas una historia estás dando una razón para quedarse. Un eslabón al que sujetarse y que sirva de punto de apoyo para todo lo que tienes que contar.

A partir de ahí es mucho más sencillo introducir el tema del que quieres hablar y conseguir que entre en el contexto que estás narrando.

¡Pruébalo!

Te ayudan a generar una comunidad

Seguro que has escuchado que una de las formas más potentes para sacar tu negocio adelante es a partir de una comunidad, ¿verdad?

Sin embargo, lamento decirte que las comunidades no las conforman los profesionales, sino las personas.

Para que tu cliente potencial esté dispuesto a invertir tiempo en ti, tienes que caerle bien.

Y esto lo conseguirás a partir de las historias.

Con cada historia que cuentes, sentirá que te conoce mucho más y eso le permitirá sentirse más cerca de ti.

Poco a poco se forjará una confianza de su parte y será mucho más receptivo a cualquier mensaje que lances.

Forjará tu Ethos (reputación) y hará que te recomiende a otras personas.

¡Y esto solo por comenzar tus posts con una historia!

Da contexto a tu contenido de manera natural

Lo mejor de tu historia es que le da un trasfondo a lo que vas a contar y lo consigue de manera natural.

Cuando publicas un artículo quieres aportar un valor para tu cliente y para que funcione necesitas que le preste la suficiente atención.

Pero, claro, muchas veces cuando lo redactas no tienes claro en qué condiciones lo leerá esa persona.

O, incluso, si puede dar pie a alguna clase de malinterpretación.

Cuando comienzas tu artículo con una historia eres capaz de espantar a esta clase de miedos.

A partir de ese momento solo estarás tú, tu historia y tu cliente potencial.

Todo listo para que funcione.

Además, cuando le das contexto a tu artículo le multiplicas su valor. Ahora es más que un simple post. Tiene parte de ti, de tu historia y, por ende, de tu trayectoria como emprendedor.

Hará que sea mucho más fácil conectar con él.

Las 5 claves que necesitas para pasar a la acción

  • Piensa en 10 historias que puedas relacionar con tu propuesta de valor.
  • Apúntalas en alguna parte donde puedas consultarlas cuando lo necesites.
  • El próximo artículo/podcast/vídeo que prepares dale forma de historia.
  • Deja una parte de ti en el texto y aguarda para comprobar el resultado.
  • Analízalo y compara.

Si los seres humanos somos historias, es hora de que también empieces a utilizarlas en tu negocio.

Es la mejor manera que tienes en tu mano para conectar con tu cliente potencial y que quiera formar parte de lo que estás proponiendo.

¡Pruébalo!

istanbul escorts
istanbul escort